Sierra de mesa casera: Alineación y ranuras para guía deslizante

Traducido al español por Sergio

Una vez fabriqué una guía lateral, pude contar con que estaría a escuadra con la mesa y no necesitaría alinear temporalmente una guía con el disco de la sierra cada vez. Desafortunadamente resultó que el disco de la sierra no estaba siempre a escuadra con la mesa, realizando así cortes un poco feos.


Era el momento de volver a ponerme con la alineación. Afortunadamente, con una sierra tan ligera y sin mueble debajo es fácil girar el tablero para acceder a la parte de abajo. Mucho más sencillo de lo que era en mi sierra de mesa híbrida Delta


Comprobando la posición de las bisagras con una escuadra me di cuenta de que una de ellas necesitaba ser movida un poco. Con los agujeros ya realizados esto es un poco complicado. Pero fui capaz de desplazar un poco hacia el lado el bisel de los agujeros usando la punta de una broca mayor en ángulo. También añadí un tornillo extra para ayudar a empujar la bisagra hacia el lado.


Pero la alineación consiste en más que alinear la hoja con la ranura. Con una sierra de mesa casera hay muchas más cosas que pueden estar desalineadas. Por ejemplo, si el eje donde pivota el ajuste de profundidad no es paralelo al eje de giro del disco, como se muestra en el ejemplo improvisado de la izquierda ...


... entonces, el ajuste del mecanismo de subida y bajada de la hoja va a provocar que el eje de la hoja también cambie, provocando cambios en la inclinación y la dirección de corte.

Por lo tanto hay un montón de factores de alineación que considerar. En sierras comerciales, el eje de inclinación y el eje del disco de corte no son ajustables uno con respecto al otro, pero son fabricados (generalmente) de forma lo suficientemente precisa como para no necesitar ajustes.


Aquí estaba usando una escuadra comprobando a ojo que el pasador usado para el giro del ajuste de profundidad está alineado correctamente. Estoy sosteniendo una escuadra justo encima del pasador y comprobando que queda en línea con otra escuadra que descansa apoyada contra el borde del frente de la sierra de mesa.


Calzando por detrás una de la bisagras.

Las dos bisagras también necesitan pivotar en un eje perpendicular al borde del frente de la sierra de mesa, y ese eje debe ser perpendicular tanto al eje del ajuste de profundidad como al eje de giro del disco.


El eje en el que pivota la sierra para el ajuste de profundidad es un poco delgado, lo que lo hace menos rígido de lo que sería ideal. Así que añadí un bloque para ayudar a guiar el frente del mecanismo de giro.


Pero a pesar de con cuanta precisión afines una sierra como esta, una sierra circular de mano nunca va a ser tan buena como una sierra de mesa tipo contratista. Uno de los mayores problemas es que en estas sierras circulares de mano, la arandela con el reborde que sujeta el disco es siempre una pieza que se puede quitar y que descansa en un estrecho hombro en el árbol de la sierra. En las sierras de mesa propiamente dichas, esa arandela está ajustada a presión en el árbol, formando una conexión extremadamente rígida.

Dicho eso, la sierras de mesa baratas de menos de $200 suelen tener un estilo de arandela para apoyar el disco similar al de las sierras circulares de mano, así que no son necesariamente mejores.


Añadiendo las ranuras para guías deslizantes

Estoy usando mi pequeño aspirador de serrín para sacar el serrín fuera de la fresadora. Sorprendentemente genera suficiente succión como para aguantar el ritmo, incluso aunque el tamaño de la salida en la fresadora está diseñado más bien para un tubo de aspiradora de taller. Las aspiradoras de taller suelen tener mucha más succión.


Una vez hube fresado la ranura con una fresa de 3/4" (19 mm), mi barra plana de 3/4" x 3/8" entraba muy ajustada en la ranura.

Así que tuve que anchear la ranura para permitir que deslizase. Hice esto colocando unos calces detrás de la pieza de madera que usé para guiar la fresadora, básicamente para compensar el corte anterior. Luego fresé la ranura otra vez y la barra ahora desliza libremente.


Pero la ranura, de 3/8" (9.5 mm) de profundidad cortó más de la mitad del grueso del tablero de mi mesa. Así que ahora era el momento de añadir algún refuerzo en la parte inferior.

Estoy seguro de que la gente sugerirá insertar guías de aluminio en las ranuras, pero eso supondría fresar las ranuras aun más profundas, debilitando aun más el tablero. Eso y que el aluminio no es tan resistente, y las extrusiones de aluminio son relativamente caras.


Mis sargentos de largo alcance fueron muy útiles para añadir una pieza extra de contrachapado que encaja debajo de parte del soporte donde se monta la sierra.


Siguiente: Base para sierra de mesa casera


Mira también:


Volver a mi página web de Carpintería.